CONÉCTATE CON NOSOTROS

Cultura

Falleció Adalberto Álvarez, el Caballero del Son

La Habana Cuba, 1 de septiembre de 2021.- El Caballero del Son, Adalberto Álvarez, falleció este miércoles debido a complicaciones asociadas  a la COVID-19, según informó la Egrem en su cuenta de Twitter.

«Nos dejó el maestro Adalberto luego de  un duro batallar. La Egrem lamenta profundamente su deceso segura de que no habrá silencio para el son, ni tristeza en el altar. Adalberto anda repartiendo alegría en el cielo, montado en un coche de Bayamo para llenar de amor el firmamento».

El maestro Adalberto Cecilio Álvarez Zayas fue compositor, arreglista, pianista y director de orquesta; fundó en 1978 la orquesta Son 14 y, en 1984, Adalberto Álvarez y su Son, dos formaciones imprescindibles en la historia de la música popular cubana. De esta última estuvo acompañado desde 1984 hasta hoy, cosechando grandes éxitos dentro del panorama musical cubano.

Nacido en La Habana el 22 de noviembre de 1948, Adalberto Álvarez siempre se consideró natural de Camagüey, ciudad donde vivió sus primeros años, comenzó su carrera profesional y mereció la condición de Hijo Ilustre y con la cual mantuvo permanentes vínculos y desarrolló numerosos proyectos para la promoción de la música.

Este gran compositor y orquestador cubano, que se mantuvo durante más de cuatro décadas en la preferencia del público bailador, es autor de varios temas considerados clásicos del repertorio popular nacional cubano. Diversas obras de su autoría han sido interpretadas por grandes figuras internacionales de la música bailable.

Representó a Cuba en disimiles festivales y escenarios nacionales e internacionales, en los que siempre defendió el Son cubano, pasión que le retribuyeron sus colegas y espectadores al llamarlo El Caballero del Son. Fue el principal animador de los trabajos para declarar el Día del Son en Cuba, celebrado por vez primera el pasado 8 de mayo.

Ganador del Premio Nacional de Música en 2008, fue acreedor también de la Distinción por la Cultura Nacional y la Orden Félix Varela y recibió en varias ocasiones el Premio Cubadisco, entre otras distinciones que expresan la calidad y el carácter renovador de su prolífica obra. Electo por el municipio Camagüey, fue diputado a la Asamblea Nacional del Poder Popular entre el 2013 y 2018. Con la partida física de este gran creador, la música popular cubana pierde a uno de sus más genuinos exponentes y el público bailador a uno de sus artistas más queridos.

Por decisión familiar, su cadáver será velado en ceremonia íntima.

Ante las protestas registradas en días pasados, Álvarez publicó esto en sus redes sociales:

El Presidente de Cuba, Miguel Díaz-Canel Bermúdez, extendió sus más sentidas condolencias a la familia del excelente músico Adalberto Álvarez, a sus amigos y al pueblo de Cuba, que lo tiene como uno de sus artistas más queridos.

«Su música y su defensa total al Son quedarán para siempre. Hoy la cultura cubana está de luto», escribió el Jefe de Estado.

El Ministro de Cultura, Alpidio Alonso Grau, publicó sobre el artista: «Dolor hondo nos causa la partida física del maestro Adalberto Álvarez, gloria de la música y la cultura cubanas. Su inmensa obra musical, sembrada en el corazón y la memoria de nuestro pueblo, perdurá. Lleguen nuestras condolencias a sus familiares y amigos».

El insigne trovador Silvio Rodríguez publicó en su muro de FacebooK: «Acabo de enterarme de que falleció Adalberto Álvarez. Aunque sabía que estaba muy delicado de salud, de alguna forma mantuve una lucecita de esperanza encendida. El pueblo cubano pierde a uno de sus héroes musicales más dilectos, pero yo pierdo, además, a un amigo querido de muchos años».
También compartió algunas memorias: «Recuerdo que un día le canté un tema que estaba haciendo, un son en el que pretendía resumir reflexiones que intercambiábamos los que hacíamos canciones con los compañeros que hacían música bailable. Recuerdo su entusiasmo y su invitación a que la estrenara con su orquesta estelar. Pero yo sólo tenía el cuerpo de la canción y hacía falta hacerle el montuno, que Adalberto musicalizó: «Cántalo pero báilalo» se llamaba el tema y así mismo decía el coro. Aunque parezca increíble, las improvisaciones las escribió Frank Fernández, otro hermano, en cuya casa siempre me encontraba con Adalberto.
Se nos ha ido uno de los pilares de la música que el pueblo más siente. «Mis sentidas condolencias a sus hijos, a su esposa, a toda su familia, a Cuba, a Camaguey, al son».

Inmediatamente se dio a conocer el deceso de Álvarez, amigos y colegas no hicieron esperar sus mensajes de asombro e incredulidad ante la repentina muerte del talentoso. Los artistas boricuas no fueron la excepción. Uno de los primeros en reaccionar fue Gilberto Santa Rosa, quien lo describió como un “héroe de la cultura popular cubana”.

“La música cubana y la mundial despiden a este paladín Adalberto Álvarez. Héroe de la cultura popular cubana y enlace con el resto de los que como yo, hicimos de la música nuestro camino. Descansa en paz hermano, nuestra amistad personal (más corta que la musical) la valoro, agradezco y recordaré siempre con cariño y respeto. A su familia, compañeros y colegas mi más profundo y sentido pésame…”, expresó “el caballero de la salsa”.

El cantautor cubano radicado en Puerto Rico, Juan José Hernández, conmovió con sus palabras tras indicar que Álvarez se había convertido en un amigo paternal. El músico enfatizó que su corazón “está de luto”.

“Se ha ido físicamente quien fue un maestro para mí, el que me dio una de las más grandes oportunidades en mi carrera, quien se convirtió en un amigo paternal y referente perenne en todo lo que hago musicalmente. Pero apartando lo que me unía a él personalmente, también hemos perdido un protector de la música cubana y la luz del son”, continuó en el escrito que acompañó con varias fotografías de momentos que compartieron juntos.